Este colorido juego de 30 cartas de rompecabezas desafía a los niños a identificar los opuestos. Los rompecabezas están ilustrados con imágenes coloridas que representan escenarios opuestos. Las cartas también son autocorregibles y solo se ajustarán al par correspondiente. Recomendado para mayores de 3 años. Embalaje bilingüe en inglés y español.